Miércoles, 04 de Agosto de 2021

El Gobierno de España decretó el pasado 19 de noviembre la bajada del IVA de las mascarillas del 21% al 4% pero solo lo hizo con las quirúrgicas y no con las higiénicas ni las EPI, en las que se enmarcan las FFP2.

El uso de estas últimas está cada vez más extendido entre la población por considerarse las que más protegen del covid porque evitan el contagio tanto de la persona que las lleva como de las personas de su alrededor.

Aunque son muchos los miembros del Gobierno de Pedro Sánchez que prefieren esta mascarilla, incluido el propio presidente, el ministerio de Consumo establece en su guía oficial de mascarillas que «si no eres profesional, no estás en contacto con el virus o no tienes actividades de riesgo relacionadas con el COVID-19, no necesitas este tipo de mascarillas para protegerte de contagio, a no ser por indicación médica».

A pesar de esa indicación y dado el uso cada vez más generalizado que están haciendo de la mascarilla FFP2 los madrileños, el vicepresidente de la región, Ignacio Aguado, ha avanzado este jueves que pedirá al Ejecutivo central que rebaje también el IVA de este tipo de mascarillas del 21% al 4%,

Así lo ha adelantado el portavoz del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso durante la visita a la sede de Temaer Hospitalaria, S.A., la única empresa madrileña que fabrica este producto y que lo distribuye a nivel nacional e internacional.

 «No tiene sentido que se pague el mismo IVA por comprar un yate que por una FFP2, que salva vidas«, ha declarado el dirigente madrileño, al tiempo que ha calificado estas mascarillas como «un elemento de protección esencial frente al covid en la vida de muchas personas» y, por tanto, «hay que poner facilidades para que la gente las adquiera y las use».

Las mascarillas FFP2 o KN95 están homologadas y cuentan con todos los estándares de calidad. En este sentido, países europeos como Austria y Francia, entre otros, recomiendan su uso, mientras que el Gobierno alemán ha hecho ya obligatoria su utilización en espacios como el comercio y el transporte público.

Por su parte, el Gobierno de la Comunidad de Madrid las reparte de forma gratuita desde la semana pasada a los mayores de 65 años.