Lunes, 14 de Junio de 2021

Hernando Fernández Calleja, hermano del escritor y periodista José María Calleja, fallecido por coronavirus el pasado mes de abril, ha pronunciado esta mañana desde la Plaza de la Armería del Palacio Real el discurso más sincero y emotivo del homenaje de Estado por las víctimas de la pandemia presidido por el Rey Felipe VI.

Fernández Calleja ha comenzado su discurso recordando a personalidades que también han perdido la vida a causa de este virus como Lucía Bosé, Enrique Múgica, Luis Sepulveda, Alfonso Cortina o su propio hermano para, inmediatamente después, remarcar que no se encontraban todos ahí reunidos para «honrar las glorias de nadie» sino para «honrar la memoria desnuda de quienes se fueron brutalmente en estos meses».

El periodista ha tenido palabras de recuerdo para su hermano pero ha puntualizado que cuando le evoca, habla también de «todos esos muertos anónimos silenciosos» que han perdido la vida por el coronavirus, una «ejecutora fría, cruel y destructora».

«Creo que mi dolor se parece al dolor de todos los familiares de las víctimas», ha manifestado. «No conozco sus nombres, no compartí vivencias con ellos pero fueron mis compatriotas, compartí con ellos ilusiones y esperanzas«, ha agregado con un hilo de voz cargada de emoción.

Fernández Calleja ha opinado que la compasión es «el sentimiento que nos hace más humanos» y por eso la ha pedido para «comprender el dolor de los demás, sus afanes rotos, su tristeza inmensa».

Porque «no vamos a olvidar a quienes perdieron la vida, la memoria es un deber, mantenernos unidos y construir juntos el país que ellos hubieran querido compartir».

Para terminar, el periodista ha evocado una poética despedida a los fallecidos. «Hoy simbólicamente nos despedimos de padres, madres, hermanos, amigos… cogemos sus manos, acariciamos sus mejillas, besamos sus frentes y registramos en nuestro corazón su mirada. Descansen en paz y queden en la memoria de todos, en la memoria de España».